El wakeboard puede ser la mejor forma de que los amantes del snowboard aprovechen la temporada baja

Definitivamente hay muchas similitudes entre el wakeboard y el snowboard: ambos son deportes de tabla en los que los pies están sujetos con botas, el stance o posición respecto a la tabla es prácticamente la misma, la técnica de canteo para desplazarse hacia un lado es similar, ambos requieren equilibrio… y ambos son extremadamente estimulantes.

Los dos deportes comparten parte de la técnica y de la terminología, y por esta razón muchas personas son fanáticas de ambos deportes. Muchos snowboarders y wakeboarders están de acuerdo en que los fanáticos de uno deben probar el otro.

Además, en los últimos años algunos elementos como las fijaciones han tendido a ser prácticamente iguales. Las botas de alta gama de wakeboard Hyperlite System, ofrecen un sistema de bota cerrada con una atadura muy similar a la que podemos encontrar en cualquier equipo de snowboard.

Sin embargo, hay varias diferencias clave entre los deportes para tener en cuenta. Estas son algunas de las principales:

Se utiliza mucho menos equipo en el wakeboard

¡Este cambio siempre es bienvenido! No necesitarás estar envuelto en varias capas de equipo de invierno. Disfrutarás del sol y el agua directamente sobre tu piel. Además las botas son más cómodas y el pie no sufre en absoluto si se utiliza el equipo adecuado.

Tablas

Hay muchas similitudes a simple vista entre tablas de snowboard y tablas de wakeboard, pero las dos están lejos de ser idénticas. Las tablas de snowboard son generalmente más delgadas y más largas que las tablas de agua, lo que las hace ideales para la bajada por pendientes. Los Wakeboards están hechos con una base más ancha e incluyen quillas para ganar control y estabilidad en la parte inferior de la tabla.

Necesitarás más fuerza en los brazos en el wakeboard

Además de brazos más fuertes, deberás inclinarte hacia atrás para mantener el equilibrio. Esto puede parecer extraño para los practicantes de snowboard, y no hacerlo puede llevar algo de tiempo para los wakeboarders que quieren hacer snowboard.

El wakeboard puede ser ofrecer menos libertad de movimientos

Ser guiados por el barco no significa que el wakeboard sea menos emocionante. De hecho, los trucos de wakeboard son más espontáneos y no dependen del relieve de la pista como en el snowboard.

Mantenerse en el lado de punta del pie

Según muchos usuarios, el canto de puntas puede ser un problema al principio en el wakeboard. Cuenta con ir un poco inestable cuando hagas la transición entre los dos deportes.

El salto

Las técnicas de salto son similares, así como muchos agarres (grabs) y otros trucos son análogos, aunque ligeramente limitados en el wakeboard debido a la necesidad de mantener una mano sujetando el palonier. Esto añade una dificultad, o aliciente para algunos, en las rotaciones ya que es necesario pasar el palonier de una mano a otra por la espalda o “handle pass”.

 

Considerando todo, si bien hay algunas diferencias notables, ambos son divertidos, muy complementarios y vale la pena probarlos.

wakeboard y snowboard